imagen flores de bach en el embarazo

Las flores de Bach en el embarazo

Las flores de Bach en el embarazo nos ayudan por sus propiedades beneficiosas, plantas medicinales totalmente naturales capaces de generar bienestar en las personas. Hoy, nos acercamos a las flores de Bach para las embarazadas.

Pongámonos en situación. El Doctor Edward Bach, investigador médico homeópata, descubrió entre 1926 y 1934 38 esencias florales con propiedades curativas. Un remedio natural al margen de la industria farmacéutica que después de más de 75 años siguen siendo una sana solución a situaciones emocionales, ya que el doctor Bach, defendía que muchas de nuestras dolencias son generadas por nosotros mismos y vienen derivadas de nuestra propia mente y estado emocional, hecho que por otro lado, hoy en día nadie pone en duda.

El miedo, el estrés, la desesperación, los nervios, la motivación, la soledad, la depresión, las adicciones, la voluntad o las obsesiones son aspectos que pueden tratarse con estas pócimas naturales que la medicina china ha usado a lo largo de estos años y que la europea aumenta ahora el interés el su uso. De hecho, muchos profesionales médicos de nuestro país han comenzado a formarse en esta materia dejando de lado los tradicionales fármacos.

Qué aportan las flores de Bach en el embarazo

Teniendo en cuenta que los estados de ánimo y las emociones son muy cambiantes en la mujeres embarazadas, conseguir equilibrar esos estados cambiantes que tanto afectan a las embarazadas como a su entorno más cercano, supone conseguir una mejor calidad de embarazo y un bienestar que sin duda afecta y beneficia al bebé que llevamos dentro. Las flores de Bach en el embarazo pueden ayudarnos a conseguir ese bienestar y equilibrar las emociones, pero además también son capaces de prepararnos para el parto o evitar la depresión post parto.

Las fórmulas florales de Bach se mezclan entre si, creando una mezcla única y personal en función de los síntomas o problemas que se quieras solucionar. Por tanto, conseguir el bienestar emocional de la mujer embarazada es realmente sencillo con el uso de esta alternativa terapéutica natural.

Así combatir el estado de ánimo y las emociones, el miedo al parto, la depresión post parto, y otros síntomas originados por el embarazo, es posible, porque las flores de Bach ayudan en el embarazo.

Síntomas que se pueden tratar con las flores de Bach:

Emociones que te fuerzan a estar mal o llorar sin razón: Con solo unas gotitas al día (vía oral) puedes equilibrar tus emociones y sentirte realmente feliz

El mal carácter o cambios de humor: Al equilibrar tu mente consigues estar en paz contigo misma y con los demás.

El miedo al parto: Las flores conseguirán eliminar el miedo al parto y harán que te sientas tranquila y relajada.

La falta de energía o cansancio: Con las flores conseguirás un cambio significativo en los momentos en los que parece que te falta energía o te sientas especialmente cansada.

La depresión post parto: Combate la depresión y ayuda a sentirte bien, para que disfrutes de tu bebé plenamente sin sentirte mal, consiguiendo que te sientas a gusto con los cambios provocados con la llegada del bebé.

Por último decir que las flores no son de efecto inmediato y deben pasar algunas semanas haciendo uso de ellas para comenzar a notar sus efectos, por lo que te recomiendo que las uses desde el principio del embarazo.

¿Son seguras las flores de Bach en el embarazo?

Totalmente seguras en el embarazo. Las flores son naturales, no llevan ningún tipo de compuesto químico ni nada que se le parezca, solo esencias florales, alcohol (ínfima parte) y agua. El alcohol que mantiene la esencia no es apreciable ni en el gusto ni por supuesto en sangre. No son en absoluto perjudiciales ni para la mamá ni para el bebé.

Cada vez son más mamás convencidas de que las flores de Bach ayudan en el embarazo, lo único que debes tener en cuenta si decides utilizarlas, es que debes acudir a un terapeuta o persona que trabaje de forma experimentada con flores de Bach para que te haga la mezcla que necesitas en base a una serie de preguntas, algunas bastante personales, que tendrá que hacerte, ya que se necesita conocer bien al paciente y sus particularidades para poder hacer una mezcla personalizada en base a sus problemas, situación familiar, estilo de vida y personalidad. También las puedes encontrar en muchas farmacias y para farmacias.

Elena Galvez

Bloguera Amante de los bebés y la lactancia materna

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *